General

El valor educativo del arte

Escrito por Ademir / 3 de noviembre de 2009

Ese es el problema de la educación: decidirse a gestar el mundo críticamente, y no sólo perpetuar los límites de una visión ortodoxa del mismo. La fábula china que comentaremos puede darnos un claro sentido acerca de esta capital disyuntiva.

El arte nos asalta en cualquier momento

El arte nos asalta en cualquier momento

Comúnmente se piensa que el arte ha de imitar a la realidad, so pena de disgregar su relevancia para los asuntos humanos. Pero el agotamiento de los meta relatos gestadores de sentido, a partir del siglo anterior, hizo patente que no había nada que reflejar, ni el espejo para hacerlo.

De tal modo que las creaciones artísticas son muestras del instinto creador, propio de lo humano, capaz de forjar su propia realidad, como paradigma, al momento de desarrollar expresivamente su voluntad de ser. Ese es el problema de la educación: decidirse a gestar el mundo críticamente, y no sólo perpetuar los límites de una visión ortodoxa del mismo. La fábula china que comentaremos puede darnos un claro sentido acerca de esta capital disyuntiva.

Creer para crear

De acuerdo a la fábula china de “El paisajista”, un artista de grandes facultades fue comisionado por el emperador a una región remota del imperio, no hace mucho conquistada, para obtener representaciones pintadas de su panorama. El objetivo del emperador era tomar conocimiento de las particularidades de esos territorios. El pintor por su parte, realizó la travesía y contempló aquellas lejanas comarcas. Sin embargo, al volver con el emperador lo hizo con las manos vacías.

Molesto ante esta situación, el emperador demandó una explicación al artista. Entonces este último solicitó que le trajeran materiales para pintar y que le despejaran un muro de palacio. Poco después se afanaba en pintar acerca de todo lo que había presenciado en su viaje. Al finalizar, le hizo saber todas las características al emperador del nuevo territorio del imperio.

Crear para creer

Al finalizar su descripción, el artista se aproximo a un sinuoso sendero que se exhibía al frente del fresco y que daba la impresión de perderse en el vacío. A quienes presenciaban todo esto, les pareció que el pintor se adentraba paulatinamente en el paisaje expuesto en la obra. La reducida figura del artista se perdió en una curva y ya no volvió a verse. Justo en ese instante la obra entera se difuminó en un segundo, dejando sólo el muro vacío. Tanto el emperador como sus allegados se alejaron hacia la profundidad del palacio y el silencio.

En las escuelas no es posible enseñar nada del mundo, pero sí las interpretaciones más valiosas acerca del mismo. Lo más importante para los estudiantes es tomar conciencia de la capacidad que tienen para gestar sus propios mundos, en la libertad, la creatividad y la pluralidad.

Tags: , , , , , , , , , ,

1 comentario

  1. Muy bueno tu publicación, te felicito! En Argentina algunas veces se hace complejo visitar websites como el suyo. Nuevamente muy agradecida!

Leave a comment